Archive | Medicina RSS for this section

Depresión: ¿De qué y de quiénes estamos hablando?

El Día Mundial de la Salud [1], que se celebra el 7 de abril de cada año para conmemorar el aniversario de la fundación de la Organización Mundial de la Salud, ofrece una oportunidad única para movilizar la acción en torno a un tema de salud específico que preocupe a las personas de todo el mundo. Este año, la OMS ha querido dedicar este día a la depresión.

Creo que todo el mundo sabe o intuye más o menos en qué consiste esto de la depresión, pero si nos ceñimos a definiciones tenemos varios ejemplos:

  • Medline nos dice que “La depresión se puede describir como el hecho de sentirse triste, melancólico, infeliz, abatido o derrumbado. La mayoría de nosotros se siente de esta manera de vez en cuando durante períodos cortos. La depresión clínica es un trastorno del estado anímico en el cual los sentimientos de tristeza, pérdida, ira o frustración interfieren con la vida diaria durante un período de algunas semanas o más” [2].
  • Wikipedia da una definición similar y nos dice que “La depresión (del latín depressio, que significa ‘opresión’, ‘encogimiento’ o ‘abatimiento’) es el diagnóstico psiquiátrico que describe un trastorno del estado de ánimo, transitorio o permanente, caracterizado por sentimientos de abatimiento, infelicidad y culpabilidad, además de provocar una incapacidad total o parcial para disfrutar de las cosas y de los acontecimientos de la vida cotidiana (anhedonia). Los trastornos depresivos pueden estar, en mayor o menor grado, acompañados de ansiedad” aunque después profundiza con bastante detalle sobre la clínica, diagnóstico, etcétera [3].
  • O la Real Academia de la Lengua que nos dice modo conciso que se trata de un “Síndrome caracterizado por una tristeza profunda y por la inhibición de las funciones psíquicas, a veces con trastornos neurovegetativos” [4].

Si siguiéramos mirando distintas definiciones de diferentes referencias, veríamos que hay poca variabilidad y todas se centran en que se trata de una enfermedad mental que se desarrolla en torno a la tristeza. La OMS, dentro de esta campaña, define la depresión como una enfermedad que se caracteriza por una tristeza persistente y por la pérdida de interés en las actividades con las que normalmente se disfruta, así como por la incapacidad para llevar a cabo las actividades cotidianas, durante al menos dos semanas. Además, las personas con depresión suelen presentar varios de los siguientes síntomas: pérdida de energía; cambios en el apetito; necesidad de dormir más o menos de lo normal; ansiedad; disminución de la concentración; indecisión; inquietud; sentimiento de inutilidad, culpabilidad o desesperanza; y pensamientos de autolesión o suicidio.

Read More...

¿Tan difícil es crear un fármaco?

Es rara la semana en la que no vemos en la prensa alguna noticia sobre la “cura” de alguna enfermedad. Nuevos avances, descubrimientos, moléculas prometedoras, mecanismos innovadores… todo indicativo de que la ciencia avanza y por fin se han encontrado fármacos que puedan solucionar algunas enfermedades que hasta la actualidad no tenían remedio. ¿Pero por qué la mayoría de las veces esos fármacos quedan en el olvido? Aunque suene exagerado, resulta que solo una de cada 10.000 moléculas estudiadas llega a convertirse en un fármaco.

Desde que una compañía empieza a investigar una molécula hasta que la comercializa transcurren de media entre 10 y 15 años. De hecho, llegar a la fase de los ensayos clínicos, la más conocida para el ciudadano, supone unos cuatro años en los que hay que identificar un compuesto prometedor y hacerle las primeras pruebas, básicamente para comprobar su seguridad.

¿Y si hablamos de costes? Las cifras más actualizadas quizás sean las que proporcionó Farmaindustria (http://www.farmaindustria.es/web/), patronal del sector en España, el año pasado, en las que hablan de una inversión total de unos 1.172 millones de euros, para un fármaco que llega a comercializarse.

Read More...

Ojeras: los surcos que oscurecen la mirada

¿Quién no se ha levantado por la mañana, sobre todo en época de exámenes, y cuando se ha mirado al espejo le ha dado la sensación de que está más muerto que vivo?

El ritmo de vida que llevamos, el estrés, son algunos de los responsables de que aparezcan las famosas ojeras. Ahora bien, ¿qué son las ojeras? La Real Academia Española (RAE) nos define el término de ojera como: “Mancha más o menos lívida, perenne o accidental, alrededor de la base del párpado inferior”.

¿Cómo se producen? La aparición de las ojeras se asocia con varios orígenes, como infecciones, inflamación, alergias, o factores de vida. La piel que rodea nuestros ojos es la más fina de todo nuestro cuerpo. Por término medio, el grosor de la epidermis es de 0,1 mm pero, en los párpados y en el contorno de los ojos, el espesor es cinco veces menos que en el resto de la cara (0,004 mm). A medida que la piel envejece, la capa de lípidos se hunde y extiende, creando sombras que hacen que el área sea más oscura. Se pueden producir por causas genéticas, como por ejemplo una producción elevada de melanina que produce una hiperpigmentación de la zona. Pueden aparecer esporádicamente, como cuando estamos cansados, ya que en esta situación las venas se hinchan y resaltan, por mala alimentación, estrés, o uso prolongado de ordenadores, en definitiva, por malos hábitos que tenemos.

Read More...

Riesgo cardiovascular: yo me lo guiso, yo me lo como

La enfermedad cardiovascular es un término amplio para problemas con el corazón y los vasos sanguíneos. Este término describe cualquier enfermedad que afecte al sistema cardiovascular, aunque es utilizado comúnmente para referirse a aquellos relacionados con la arteriosclerosis (acúmulo de grasa en las paredes de los vasos sanguíneos).

Las enfermedades cardiovasculares (ECV) incluyen:

  • La cardiopatía coronaria: enfermedad de los vasos sanguíneos que irrigan el músculo cardiaco.
  • Las enfermedades cerebrovasculares: enfermedades de los vasos sanguíneos que irrigan el cerebro.
  • Las arteriopatías periféricas: enfermedades de los vasos sanguíneos que irrigan los miembros superiores e inferiores.
  • La cardiopatía reumática: lesiones del músculo cardiaco y de las válvulas cardiacas debidas a la fiebre reumática, una enfermedad causada por bacterias denominadas estreptococos.
  • Las cardiopatías congénitas: malformaciones del corazón presentes desde el nacimiento.
  • Las trombosis venosas profundas y embolias pulmonares: coágulos de sangre (trombos) en las venas de las piernas, que pueden desprenderse (émbolos) y alojarse en los vasos del corazón y los pulmones.

El infarto agudo de miocardio y los accidentes cerebrovasculares (ACV) suelen ser fenómenos agudos que se producen principalmente por obstrucciones que impiden que la sangre fluya hacia el corazón o el cerebro, respectivamente. La causa más frecuente es la formación de depósitos de grasa, placas de ateroma, en las paredes de los vasos sanguíneos que irrigan el corazón o el cerebro. Los ACV, además, pueden deberse a hemorragias de los vasos cerebrales o coágulos de sangre.

Read More...

Anestesia: el sueño del que todos queremos despertar

Maria Martinez Luna

Médicos administrando 15-35 mg/kg/min de Ketamina para anestesiar al paciente durante la operación quirúrgica.

Médicos administrando 15-35 mg/kg/min de Ketamina para anestesiar al paciente durante la operación quirúrgica.

La habitación está fría, se respira un ambiente tenso y un gélido sudor recorre toda mi espalda. Mientras me preparan, escucho a los médicos hablar sobre el tiempo, al mismo tiempo que se me acelera el corazón y la incertidumbre crece en mí.

Me dejan sola junto con un señor que me empieza a conectar cables y a preguntar cosas. Unos minutos más tarde comienzan a entrar más y más señores vestidos de verde, y es cuando, el que me había estado preguntando, empieza a abrir clavijas extrañas al mismo tiempo que me pone una mascarilla: sí, me están anestesiando.

En este momento no sé si sigo algo consciente o si ya me encuentro en un mundo onírico al que me ha llevado Morfeo en sus brazos; el caso es que ya no escucho el agitar de los aparatos que estaban manejando estos señores antes de que me pusieran aquella mascarilla extraña.

En el día a día son muchas las personas que se enfrentan a una operación y, por tanto, son muchas las que están siendo anestesiadas ahora mismo mientras estás leyendo este artículo.

Read More...

Uso de cookies

Hablando de Ciencia usa cookies para la gestión de usuarios y para mejorar su experiencia. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR