Tag Archives: Galileo

El cielo nocturno y los telescopios

Jorge Bueno Gomez

Óptica de telescopiosTe pongo en situación. Eres un niño que ya tiene suficiente uso de razón pero que está acostumbrado a irse pronto a la cama. Una noche de verano, en vacaciones, tus padres te llevan a dar un paseo por un lugar con poca iluminación artificial y miras al cielo. ¿Qué piensas en ese momento?

Esta situación es más común de lo que piensas y gran parte de los niños (¡y adultos!) que miran al cielo nocturno suelen quedarse tan ensimismados y empequeñecidos con lo que ven que muchos se plantean conseguir medios más avanzados para observar el cielo.

Read More...

Reseñas HdC: La Vida de Galileo

Cristina-Novillo-firmavida-de-galileo-madre-coraje-y-sus-hijosLa Vida de Galileo

Autor: Bertolt Brecht

Nº de páginas: 272 (junto con Madre Coraje y sus Hijos)

Editorial: Alianza Editorial

ISBN: 9788420609645

Encuadernación: tapa blanda

Precio: 10,26 €

 

Read More...

Reseñas HdC: Galileo el mensajero de las estrellas

galiGalileo: el mensajero de las estrellas

Guionista y dibujante: Jordi Bayarri

48 páginas

COLECCIÓN CIENTÍFICOS -2

Tapa dura

ISBN: 978-84-938746-7-4 Read More...

Del Horror Vacui a Hooke. Historia del Vacío y la Presión Atmosférica

Filotecnologa-Firma

Horror vacui

La física pneumática despegó gracias a una observación de Galileo: las bombas de succión no podían elevar el agua más de 10,5 metros, lo que él interpretó como horror vacui. La naturaleza aborrece el vacío con una fuerza (por unidad de área) igual al peso de una columna de agua de 10,5 m. Por encima, la columna se cae  porque el horror vacui no es suficiente para soportar todo su peso. Galileo dixit.

galileoBaliani, que era algo así como su corresponsal, le sugirió sustituir el horror vacui por el peso del aire atmosférico. Es decir, la presión del peso del aire atmosférico sobre la superficie del estanque hace que el agua ascienda por el tubo de la bomba hasta que su peso ejerza sobre la superficie la misma presión que el aire, momento en que ambos fluidos están en equilbrio. Pero Galileo era aristotélico, y eso de que el aire pesase en el aire le sonaba a cuento chino. Recordamos que para Aristóteles había cuatro elementos: aire, fuego, tierra y agua. Estableció una relación de pesos entre ellos para distribuir la materia en el universo. El fuego se escapa siempre, la tierra es pesada en sentido absoluto. Pero el aire no pesa en el aire.

Unos años después, algunos discípulos de Galileo, entre ellos Maignan hicieron un vistoso experimento en Roma para probar el efecto y descubrieron por encima de la columna de agua un posible espacio macroscópico vacío. Vacío por llamarlo de alguna manera, porque el agua desprendía burbujas, lo atravesaba la luz y transmitía el sonido.

Read More...

Uso de cookies

Hablando de Ciencia usa cookies para la gestión de usuarios y para mejorar su experiencia. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies